martes, 15 de abril de 2008

Resucita


Nota: En parte, dedicada e inspirada en mi celular que me robaron el viernes 11. ='(

Me gusta cómo se ve mi sangre sobre las hojas de un libro que ya no vive.
No sabía que tú pudieses decir todo esto mejor que yo, no sabía que tú ignorases que dentro de ti había un personaje trastornado, un ser excéntrico que sólo repite las palabras de su mente.
Quiero vomitar, todo el día quiero vomitar, porque no puedo llorar, porque ya no quiero llorar.
Mis lágrimas arden en mis mejillas, mi nariz exclama piedad, ¡Oh, por favor!, y mi sangre huye de mí. Huye espantada, no quiere enfermarse más de dolor, de saber que tú ya no estás, que no estarás nunca más. Duele, duele todo. Duele vivir, duele sonreír, duele pensar.
¿Por qué te has ido? No quise jamás que te fueras de aquí.
Ahora me siento frente a tu lápida. Yaces ahí, contenta, feliz y tu rostro me dice: “Ya estoy en otro mundo, no lograrás alcanzarme”. Y yaces feliz.
Te extraño. Aquella mujer que ahora te reemplaza no es como tú, no se parece a ti.
Te extraño. ¡Puta, te extraño!
Voy a morir pronto, pero no lograré alcanzarte. Tú vives en otra dimensión, yo no lograré alcanzarte. Eres feliz, yo no. Yo no sé vivir, yo no sé estar aquí. He perdido la dirección, el sentido. He perdido la llave, la agenda, el encendedor, mi billetera, mi celular…
No sé usar el cuchillo, mi cuchillo llora. Un cuchillo no puede ser si no corta. Y me corta.
¿Por qué has muerto y me has dejado aquí?
Te extraño. Hoy vi a Venus y me sonreía, decía: “Ve…”. Fui. Y no debí, puto Venus. Las zonas reservadas son para protegerme del dolor, pero yo no sabía cómo salir de ahí. No había salida y sólo estabas tú, sonriendo, pero no a mí.
Mi cabeza me da vueltas, ¿es el alcohol?, ¿es que crucé la línea? Mi Lili dice que yo me volví loca. Mis padres dicen que yo soy rara, que soy rara, que soy rara, que soy rara.
Soy rara. Te extraño. ¿Por qué te has muerto?
Era hermoso cuando me repetías aquel verso y cuando cantábamos esa canción que nunca acababa, pero tú acabaste con ella y con la vida que sostenía ese amor.
Egoísta, sólo querías que todo fuera tú. Egoísta, burda imitación de la nada.
Dije, sí, mi sangre brilla como si viviese, pero brilla de felicidad, porque ha escapado de mí. Se dibuja un círculo, tengo miedo, un círculo triste, casi como si vieses en mis ojos, tengo miedo, el dinero cuenta, el dinero me mata.
Te extraño, ¿cuándo has de volver? Esperaré a que me aceptes como sólo un guardián. Quiero velar de tus momentos agradables, quiero compartir contigo, quiero que vuelvas a quererme. A quererme, no a amarme. Jamás volverás a amarme, yo lo sé. Eres feliz, yo no.
Tengo miedo, a veces quiero morir, pero no te veré y no te querré y ya dejaré de ser rara, rara, rara, rara. ¿Sabes lo que significas para mí? Eres un monumento, eres una obra de arte… yo he de tenerte cerca. Por favor, vuelve a vivir, no quiero que estés lejos de mí, por favor, vive otra vez, te extraño aquí. Estoy cansada de ver tu lápida que se burla de mí. Vuelve, por favor.

1 comentario:

Dark Prince dijo...

QEPD el celu.

Mucha nostalgia amiga... no, no eres rara.. eres tu misma, y tu sabes, eso es lo que más aprecio de ti.

Ojalá de veras, pudiéramos resucitar...